miércoles, 13 de diciembre de 2017

Empresas y Ministerio firman Acuerdo de Producción Limpia "Cero Residuos"

Un grupo de catorce empresas firmó junto al Ministerio del Medioambiente un Acuerdo de Producción Limpia de Cero Residuos al Relleno Sanitario. Este compromiso busca reducir la disposición final de los desechos al mínimo, a través del trabajo en conjunto, también ayudará directamente a la implementación de la nueva Ley de Responsabilidad Extendida del Productor y Fomento al Reciclaje.

Las catorce empresas, agrupadas por Acción Empresa, corresponden a Unilever Chile, CCU, Concha y Toro, Falabella, Sodimac, Grupo CAP, Walmart, Nestlé S.A., Codelpa, Tottus, Laboratorios Bagó, Sodexo Chile, Watt´s y Grupo Disal.

El estado del compromiso será informado en tres etapas; primero en el momento de la firma del APL Cero Residuo, programado para el primer semestre del 2018; luego al cumplimento del primer año del APL y finalmente al cierre del mismo.

Esta actividad se llevó a cabo en el Centro Cultural Palacio La Moneda y contó con la presencia del ministro del Medioambiente, Marcelo Mena, "Este es el inicio que nos permitirá crear sellos que certifican la sustentabilidad de las empresas y productos, lo que permitirá a los ciudadanos un consumo informado que protege el medioambiente", explicó la autoridad.

Por su parte, María Elena Sanz, directora de Acción Empresas, señaló que "este acuerdo es una contribución significativa que promueve la colaboración pública privada. No puedo más que reconocer el aporte de estas 14 empresas y en nombre de todos ellos, quiero que celebremos este compromiso que estamos haciendo, que sin duda es un paso muy importante en materia de sustentabilidad con una mirada de largo plazo, donde las empresas como actores sociales nos vamos a hacer cargo de nuestras acciones centrales en el país".

Pesquisa cuestiona manejo de 14 millones de euros en programa "Cuenca Poopó"

Un grupo de investigadores cuestiona el gasto de los recursos utilizados del Programa "Cuenca Poopó". Argumentan malas decisiones sobre la ejecución de proyectos en municipios que no tenían priorización por contaminación ambiental.

El Centro de Ecología y Pueblos Andinos (CEPA), propuso realizar una investigación por las constantes denuncias recibidas desde la Coordinadora en Defensa del Río Desaguadero y Lagos Uru Uru y Poopó, (Coridup). El estudio se realizó en coordinación con el Colectivo Ecológico Wasi Pacha y el Comité Académico Técnico de Asesoramiento en Problemas Ambientales (Catapa) de Bélgica durante 6 meses.

"Básicamente ha sido una motivación principalmente de los seis municipios afectados por la contaminación ambiental. La demanda lo encabezó la Coridub viendo que el programa Cuenca Poopó no estaba dando respuestas concretas a los problemas de estos sectores, hemos tomado contacto con Catapa quienes se han encargado de hacer la investigación en Bruselas.-.Bélgica, que es donde se encuentra la sede de la Unión Europea (UE), financiador del programa", mencionó el coordinador general del CEPA, Limbeth Sánchez.

Según la investigación que realizaron estas instancias, los municipios priorizados fueron: Antequera, El Choro, Huanuni, Machacamarca, Pazña y Poopó, por ser los más afectados por la contaminación, sin embargo, se habría invertido en municipios no priorizados como Caracollo, Challapata, Oruro, Toledo y Soracachi.

"Se han ejecutado 186 proyectos y en 2015 la Coridub nos llamó para que investigáramos y no se terminara el programa Cuenca Poopó, y es verdad no recibieron casi nada. Ahí vimos que hubo esas coyunturas políticas que aprovecharon las autoridades, porque este programa ya se negociaba el 2008 entre el estado boliviano y la UE, sin embargo el 2009 las comunidades marchan a La Paz, les prometen que van a arreglar la contaminación minera y les van a compensar con 14 millones de euros del programa", afirmó el investigador de Catapa y CEPA, Alberto Vásquez.

"Después se trabajó el Decreto Supremo 0335 (Emergencia en la zona sub Cuenca Poopó). Les dicen que el programa viene a través de este decreto a solucionar todo pero no era cierto. Se hace una declaratoria porque no les han priorizado y si leemos el decreto dice de los municipios y gobernaciones y no de un financiamiento de exterior, pero aprovechan el cierre el 2015, justo cuando se seca el Lago Poopó, aprovechan y culpan al programa de la Cuenca", afirmó el investigador.

"Nos preocupa mucho porque vinieron como una solución a los municipios de la Cuenca Poopó, pero no hemos visto nada, esta investigación tiene razón, los municipios afectados no han recibido nada, se debería priorizar varios temas entre ellos el dique de colas de Huanuni, siempre nos dicen que hay programas nacionales pero estamos viendo que a los afectados no ha llegado estos recursos", añadió.

Los investigadores también mencionaron la posibilidad de 20 millones de euros para la gestión 2018, sin embargo no serían manejados por un programa sino en apoyo a los programas ejecutados por el Gobierno Central para todo el país.

EX DIRECTOR DEL PROGRAMA

A través de un contacto telefónico, LA PATRIA habló con el ex director del Programa de Gestión Sostenible de los Recursos Naturales de la Cuenca del Lago Poopó, Eduardo Ortiz, quien aseguró que los municipios no pidieron los proyectos adecuados.

"La Coridub ha hecho un seguimiento permanente a la intersección del programa, prácticamente se constituyó en el brazo social. Ahora hemos atendido varios proyectos a todos los municipios que han solicitado", aseguró Ortiz. Nosotros no podemos imponer nada porque confiamos en ellos. Consideramos que la intervención del programa era piloto y luego de la sequía del lago Poopó buscaron un culpable, pero la limitante de los recursos también afectó, si no fuera por ese tema se habría garantizado una segunda parte", añadió Ortiz.

ANTECEDENTES

El programa Cuenca Poopó fue gestionado desde el 2008, y el 2010 se firmó el convenio, entonces se otorgaron 14 millones de euros que fueron invertidos en 186 proyectos entre obras, servicios y suministros. Concluyó el 2015.

La investigación cuestiona que no se haya priorizado a los 6 municipios y 80 comunidades más afectados por la contaminación ambiental.

Presidente planteó en París crear “Tribunal de justicia ambiental”

El presidente Evo Morales, que intervino en la cumbre One Planet para frenar el calentamiento global, planteó crear un “Tribunal de justicia ambiental”, que tenga la facultad de sancionar a los países que prosigan con políticas que sean destructivas para el planeta, además que los recursos económicos para frenar el calentamiento global sean administrados por los estados.

La cumbre denominada One Planet se celebró en Ile Seguin, una isla en el río Sena al suroeste de París, hasta donde fueron llevados los líderes mundiales en barco por el río Sena pasando la torre Eiffel.

MACRON

“Estamos perdiendo la batalla”, afirmó el mandatario francés, ante medio centenar de presidentes, conductores de organizaciones mundiales y líderes del mundo financiero-empresarial que participaron de la cumbre para frenar el calentamiento global, contra el boicot de la administración de Donald Trump a los acuerdos internacionales y por la lentitud en la respuesta del resto de países.

En el evento, el objetivo es encontrar el dinero necesario para acelerar el cambio de las energías contaminantes a las limpias y proteger a los más vulnerables de los efectos nocivos del calentamiento global. Y, en segundo lugar, enviar un mensaje simbólico al mundo: pese a la retirada de Estados Unidos del acuerdo del clima, el resto del mundo mantendrá sus esfuerzos.

MORALES

En ese marco, el mandatario boliviano planteó un decálogo basado en las conclusiones de la Conferencia Mundial de los Pueblos sobre el Cambio Climático y los Derechos de la Madre Tierra, realizada en Tiquipaya, entre 2010 y 2015.

Entre los puntos más importantes, Morales dijo que la humanidad debe reconocer y respetar los derechos de la Madre Tierra, principio sobre el que pidió asentar acciones concretas para frenar el calentamiento global.

Asimismo, demandó la creación de un Tribunal de Justicia Ambiental vinculante, además que las “naciones ricas”, deben honrar la deuda climática con los países en vías de desarrollo.

El mandatario pidió reconocer el derecho humano a los servicios básicos en vez de privilegiar el negocio privado.

Como quinto punto planteó que los recursos destinados a las guerras sean direccionados y usados para atender las graves consecuencias del cambio climático.

“En dos años sólo se ha asignado la décima parte de ese monto” y “vemos con mucha preocupación que se pretenda transferir estas responsabilidades al sector privado, ese es un gravísimo error histórico; la privatización de esta responsabilidad traerá consecuencias irreversibles”, advirtió.

El pedido de Morales es que los recursos estén a cargo de los estados y no transferir los mismos a manos privadas.

CONFLICTOS POR EL TIPNIS

Empero, en agosto de este año, el presidente Morales promulgó en Trinidad, Beni, la Ley 266 que anula la intangibilidad del Territorio Indígena Parque Nacional Isiboro Sécure (Topnis), para que se construya una carretera que una los departamentos de Beni y Cochabamba, pese a la negativa de los indígenas que viven en la región, en defensa del planeta. Morales los tildó de “enemigos” a los que se opusieron a la nueva norma.

“Son enemigos los que no quieren esta norma, son enemigos del movimiento indígena, no quieren que se desarrollen”, dijo Morales en su discurso.

En noviembre de este año, un grupo de dirigentes indígenas del Tipnis denunció ante el Tribunal Internacional de los Derechos de la Naturaleza en Bonn, Alemania, la intención del Gobierno de construir esta carretera, por el corazón de esta reserva forestal. En el evento, denunciaron al presidente Evo Morales, que se identifica como indígena, pero les quiere despojar de sus tierras a los indígenas del Tipnis.

“Como el presidente Evo habla tanto de la Madre Tierra y también es indígena, a pesar de eso, como somos indígenas, y él también es indígena, no ha tenido compasión con nosotros, de destruir la naturaleza, la Madre Tierra, pasando por el corazón del Tipnis”, afirmó Marqueza Teco, presidenta de la Subcentral de Mujeres del lugar.

La intención de construir una carretera que atraviese el Tipnis es un tema que causó varios conflictos desde años atrás: en 2011 y 2012, cuando indígenas de la región y activistas realizaron dos marchas desde la Amazonia a La Paz, para defender el Tipnis. También se hizo una contramarcha para apoyar al Gobierno de Morales en ese proyecto.

martes, 12 de diciembre de 2017

Sector financiero concreta en cumbre de París sus compromisos para frenar cambio climático



Bancos, empresas e inversores anunciaron este martes sus compromisos frente al cambio climático, en especial para dar la espalda a las energías fósiles, durante una cumbre en París que busca movilizar fondos para encarar este desafío global.

Dos años después de la firma histórica del Acuerdo de París, la cita pretende dar un impulso a la aplicación de los objetivos adoptados entonces, pese a la retirada de Estados Unidos decidida por Donald Trump.

El presidente francés, Emmanuel Macron, advirtió que se "está perdiendo la batalla" frente al calentamiento y que es hora de entrar en una "fase de acción".

"No avanzamos lo suficientemente rápido y esa es la tragedia", afirmó Macron en un discurso ante representantes de 127 Estados, instituciones internacionales y empresarios.


Entre los compromisos anunciados, el Banco Mundial afirmó que dejará de financiar la exploración y extracción de petróleo y gas después de 2019, y que se acerca al objetivo de "que el 28% de sus préstamos para 2020 se destinen a la acción climática".

La aseguradora ABA y el banco holandés ING anunciaron por su parte una aceleración de su desvinculación de la industria del carbón.

Y un grupo de más de 200 grandes inversores presionaron a un centenar de las empresas más contaminantes del mundo (BP, Chevron, Airbus, Ford, ArcelorMittal...) para que se sumen a la lucha contra el cambio climático, incluyéndolas en una lista de vigilancia durante cinco años.

El sector energético es responsable de tres cuartas partes de las emisiones de gases de efecto invernadero en el planeta.

"Cambio radical"

Macron convocó la cumbre en respuesta a la decisión de Trump en junio de retirarse del Acuerdo de París, que pretende limitar el calentamiento global por debajo de +2ºC.

Las inversiones deberán ser masivas para alcanzar los compromisos de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero. La Agencia Internacional de la Energía (AIE) estima que hará falta un promedio de 3,5 billones de dólares anuales de inversiones en el sector energético durante 30 años, es decir, el doble de la cifra actual, advirtió el presidente del Banco Mundial, Jim Yong Kim.

"Es indispensable encontrar nuevas fuentes de financiamiento, sobre todo para los países en desarrollo", insistió el presidente de México, Enrique Peña Nieto, en una tribuna publicada en el diario francés Les Echos.

"No podemos posponer nuestras acciones porque seremos quizás la última generación de mujeres y hombres capaces de frenar el calentamiento del planeta", añadió.

Por ahora, las medidas anunciadas por los gobiernos, dirigidas por ejemplo a desarrollar las energías renovables, son insuficientes porque resultarían en un alza superior de la temperatura media a 3ºC respecto a la era preindustrial.

La ausencia de EEUU, "una desgracia"

Medio centenar de jefes de Estado y de gobierno asisten a la cumbre, entre ellos el español Mariano Rajoy, el boliviano Evo Morales, la británica Theresa May y varios presidentes africanos.

En cambio, grandes países emisores de gases de efecto invernadero están representados a un nivel inferior, ministerial por ejemplo, en el caso de China e India.

Trump no fue invitado a la cita y Estados Unidos está representado por un miembro de su embajada ante Francia.

"Es muy decepcionante, es peor que decepcionante, es una desgracia cuando se tienen en cuenta los hechos, la ciencia, el sentido común, todo el trabajo que se hizo", dijo a la AFP el exsecretario de Estado norteamericano John Kerry, muy implicado en las negociaciones de 2015 en París.

Uno de los asuntos más espinosos sobre la mesa es la promesa de los países ricos de elevar a 100.000 millones de dólares anuales de aquí a 2020, la financiación destinada a los países en desarrollo para poder adaptarse a los impactos del calentamiento.

"Emplazo a los líderes (en París) a acordar un programa como muy tarde para el año que viene (...) sobre cómo movilizar (ese monto prometido) para apoyar a los países vulnerables", dijo el exsecretario general de la ONU, Ban Ki-moon. "Es algo enorme, pero se puede hacer si hay voluntad política", apuntó.

(12/12/2017)

Por qué los bosques son importantes a la hora de abordar el cambio climático

Los bosques cubren casi un tercio (31 %) de la superficie de la tierra, esto es un poco más de 4000 millones de hectáreas. Esta cifra equivale a la superficie combinada de Brasil, Canadá, China y Estados Unidos.

Pero los bosques no solo abarcan una enorme parte del planeta, sino también cumplen un papel fundamental en la regulación del clima y son críticos para abordar los impactos del cambio climático.

Se pronostica que los países en desarrollo serán los más afectados por las variaciones en los patrones climáticos. Las temperaturas más altas, los cambios en las precipitaciones, el aumento del nivel del mar y una mayor frecuencia de desastres relacionados con fenómenos meteorológicos (como huracanes, inundaciones e incendios forestales) están creando enormes desafíos para la agricultura, la producción de alimentos y el abastecimiento de agua.

Los debates internacionales y nacionales acerca de los bosques y el cambio climático se han centrado en gran medida en el valor de la reducción de las emisiones debidas a la deforestación y la degradación forestal (REDD+) y la conservación de las existencias de carbono. Básicamente, las estrategias de REDD+ apuntan a modificar las estructuras de incentivos en favor de la protección de los bosques.

Un aspecto menos obvio, pero igualmente importante, es la función que desempeñan los bosques en el aumento de la resiliencia del paisaje frente al cambio climático. Los bosques y árboles proporcionan servicios ambientales, que abarcan desde el aumento de la cantidad y la calidad del agua a la reducción de la erosión del suelo y la creación de microclimas que mantienen (o en algunos casos mejoran) la productividad.

La gestión sostenible de los bosques también puede fortalecer la resiliencia social al proporcionar diversas fuentes de ingreso y suministro de productos y al fortalecer la capacidad de las instituciones nacionales y locales.

El Banco Mundial apoya los esfuerzos de los países destinados a aprovechar el potencial de los bosques para reducir la pobreza, integrarlos mejor en sus economías, y proteger y fortalecer la función ambiental que estos cumplen a nivel local y mundial.

En China, por ejemplo, a través del Proyecto de Reforestación Ecológica de Shandong (i) se plantaron árboles en 66 915 hectáreas de laderas montañosas áridas y salinas costeras, con lo que se aumentó la cubierta forestal, se redujo la erosión del suelo y se mejoró el medio ambiente y la biodiversidad. Gracias a los resultados positivos iniciales, el Gobierno ahora está ampliando los esfuerzos y ha plantado árboles y arbustos en 84 000 hectáreas adicionales, más allá de la zona original del proyecto.

En los seis años de duración del proyecto, ambas zonas secuestrarán en conjunto alrededor de 22 millones de toneladas métricas de CO2.

En México, una iniciativa (i) –que forma parte de un ambicioso programa sobre los bosques y el cambio climático— (i) contribuye a mejorar los medios de subsistencia de aproximadamente 4000 comunidades mediante la gestión sostenible de bienes y servicios forestales. Proyectos de pequeña escala, que han sido propuestos, preparados e implementados por comunidades y ejidos(terrenos comunales) tendrán acceso a asistencia financiera proveniente de un proyecto por un monto de USD 42 millones, financiado tanto por una donación como por un préstamo. Luis Zárate es miembro del personal administrativo de un aserradero industrial en el ejido de San Pedro el Alto, y esta iniciativa le ha reportado beneficios en sus medios de subsistencia y en términos de sostenibilidad a largo plazo. “Sabemos que cuidando a los bosques tendremos trabajo, y tendremos una fuente laboral por mucho más tiempo. Por eso es tan importante que los bosques sean gestionados de la manera más adecuada, y así no se agotarán”.

En Mozambique, donde la tasa anual de deforestación es de alrededor del 0,8 %, se pierden 295 000 hectáreas de bosques cada año. Con un nuevo proyecto por un monto de USD 47 millones se invierte en los medios de subsistencia de miles de pequeños y medianos propietarios de tierras, se aumenta la sostenibilidad de las actividades que pueden tener un impacto en los bosques –como la producción de madera y carbón y los cultivos— y, al mismo tiempo, se reduce la deforestación y las emisiones de gases de efecto invernadero.

La cartera de gestión integrada del paisaje y los bosques de Mozambique también apoya los esfuerzos REDD+ y la participación correspondiente de las comunidades locales y las organizaciones de la sociedad civil, así como la conservación de la biodiversidad y el desarrollo agrícola.

Estas iniciativas impulsadas por el país ayudan a avanzar en la dirección correcta para mantener el aumento de la temperatura mundial en el rango de los 2 grados centígrados y conservar los bosques, pero se necesitan más intervenciones. El compromiso y las medidas del sector privado en torno a la eliminación de la deforestación de las cadenas de suministro de productos básicos serán también cruciales para proteger los recursos forestales y reducir los riesgos para las empresas que dependen del abastecimiento de productos básicos.

Sin duda los bosques son esenciales para el futuro que todos queremos: para las personas, para las economías y para la salud de un planeta bajo presión debido al cambio climático y el agotamiento de los recursos naturales. Si bien aún existen desafíos en cuanto a cómo se lograrán las metas climáticas y de desarrollo en las próximas décadas, estos países muestran que los bosques serán una parte fundamental de la solución.

Río Guadalquivir sufre serios problemas de contaminación

El río Guadalquivir, que se ha constituido en un emblema de la historia chapaca, enfrenta serios problemas debido al alto nivel de contaminación, el que se mantiene desde hace aproximadamente una década, en sus afluente se observan gran cantidad de residuos.

El investigador Iván Medina, mediante su estudio publicado por El País, evidenció que hasta el 2016 se vertían 360.000 metros cúbicos de aguas residuales por día, tanto semitratadas como crudas. El 50 por ciento de la carga contaminante es de los barrios y el restante porcentaje de las lagunas de oxidación.

Según el experto, el principal contaminante son las heces fecales, que desencadenan enfermedades de orden hídrico. No se detectó contaminación de metales pesados ni plaguicidas, tampoco niveles de radioactividad”.

Para el genetista Álvaro Peñaloza, esta situación es de preocupación, pues como profesional manifestó que existen “grandes” posibilidades que la contaminación del agua incida en las malformaciones de los bebés.

Explicó que un 90 por ciento son malformaciones congénitas, adquiridas durante el embarazo, y el restante 10 por ciento son malformaciones genéticas como tal. Por eso la preocupación del porcentaje mencionado primero.

“Hay bebés que no tienen manos, piernas, brazos, presentan labio y paladar hendido. Muchos casos nos llevan a pensar en la parte de alimentación, como productos contaminados”, comentó Peñaloza.

Asimismo, dijo que esta situación no solamente tiene afecto en los humanos, sino también en los animales, “me llegaron fotografías sobre ello. Lo ideal es hacer estudios, buscar un grupo de especialistas que nos ayuden a ver estos aspectos”, acotó.

Para el vicepresidente de la Sociedad Boliviana de Salud Pública, Walter Santa Cruz, como médicos vieron resultados inmediatos del agua contaminada. Pero es necesario analizar los efectos a largo plazo.

Los resultados visualizados a la fecha, son las diarreas, que es la patología más común todos los años, en temporadas son más agudas. También está la salmonelosis, el brote de hepatitis A, los malos olores también generan asma, la cisticercosis y parasitosis, enteroparasitosis, esta última común en los niños, que luego genera desnutrición infantil.

“En realidad en Tarija cuando se toca el tema de contaminación se habla de estudios, pero decenas de años que no se los hizo. Ninguna institución se hace cargo de eso. Pero viendo y oliendo ya es algo objetivo y no subjetivo. Se necesita acciones rápidas”, puntualizó.

Por otro lado, el investigador, Iván Medina, dijo que en el año 1994 la contaminación del río Guadalquivir era solamente de dos kilómetros, específicamente a la altura del Complejo Deportivo García Agreda, por ahí desembocaban aguas residuales de los barrios de la ciudad de Tarija. Pero, con el crecimiento poblacional, aumentó. Actualmente, el agua de ese afluente es de clase D, de uso limitado, solo para industria, pero no de contacto.

CRECIMIENTO URBANO

Para la Liga de Defensa del Medio Ambiente (Lidema), según una publicación de “La Voz de Tarija”, la contaminación en el río Guadalquivir, “se debe atribuir al crecimiento urbano de varios centros poblados, que contaminan a través de grasas, aceites del lavado de vehículos, aguas residuales, industriales crudas y tratadas, residuos sólidos y contaminación por agro tóxicos vinculados con la actividad agropecuaria”.

El crecimiento de la mancha urbana de Tarija no respetó ni lo sigue haciendo al río Guadalquivir, y esto en complicidad con la “viveza criolla” de avasallar los espacios públicos y la propiedad privada, que son actores fundamentales en una cultura de depredación natural, lograron el actual desequilibrio de del río Guadalquivir.

Esta problemática ambiental en el Guadalquivir incluye la destrucción de hábitats, pérdida de biodiversidad y el deterioro de los recursos bióticos, problemas que deben ser tomados en cuenta no solo por autoridades sino por toda la población.

lunes, 11 de diciembre de 2017

Cerca del punto de quiebre en Amazonia Advierten que deforestación acelera la escasez de agua

La deforestación acelera la escasez de agua y afecta a las zonas productivas. La ampliación de la frontera agrícola, en el caso del país, provoca la desaparición de bosques y la mala gestión del mismo empuja a la gente a migrar del campo a la ciudad, dejando pueblos con escasos habitantes, que en su mayoría son niños y adultos mayores.

La alarma fue expuestas en el coloquio y presentación de la revista bienal de la Cooperación Suiza en Bolivia: Elemento de vida: El Agua en el desarrollo, la cultura y la sociedad”, realizado la semana pasada.

Además, expertos en el tema, de Colombia, Estados Unidos y Brasil señalan que el punto de quiebre de la Amazonia está en 40%, es decir sí la deforestación llega a este porcentaje, Bolivia ya no podrá recibir agua de esta zona, la mayoría de los países, y por lo tanto el recurso se hará cada vez más escaso.

CAMBIO CLIMÁTICO, ¿QUIÉNES SON LOS RESPONSABLES?

Al inicio del coloquio, el embajador de Suiza en Bolivia, Roger Denzer, preguntaba en su discurso de que si es cierto que los caprichos de la naturaleza son imprevisibles, y decía si sería cierta esta afirmación o somos todos responsables de los grandes cambios climáticos.

Es por ello que el diplomático señalaba que no se puede hablar de desarrollo sostenible sin referirnos al agua, que es necesaria en la producción agrícola, en la producción minera y en la producción antroponómica (leyes de la naturaleza).

“En las áreas rurales, el agua tiene un significado estrechamente vinculado a la vida cotidiana e incluso dramatismo de su escasez no la hace menos importante en el nivel simbólico”, señalaba el diplomático.

“La preocupación está latente, los majestuosos nevados de la Cordillera Real que parecían eternos ya no lo son; la cobertura de hielo ha disminuido en tres décadas de manera visible y no se renueva porque el régimen de lluvias ha cambiado y, sobre todo, porque el agua no viene del cielo, como muchos todavía creen, sino de la tierra, y en particular de los bosques”, señalaba el Embajador de Suiza.

AMAZONIA

Según el discurso del diplomático suizo, el 80% del agua, que llega a Sudamérica, proviene de la cuenca amazónica, de los grandes bosques compartidos entre Brasil, Perú, Ecuador, Colombia y otros países del vecindario amazónico.

El resto del 20% del agua lo traen los vientos del sur, cuyo remoto origen son los glaciares de la Antártida, que también enfrenta problemas, por el calentamiento global.

"América del Sur es el reservorio de agua de un planeta cada vez más erosionado por la expansión agrícola. El desequilibrio global de agua dulce depende en buena medida de esta región y de lo que se haga con esos bosques", reflexiona Denzer.

MIGRACIÓN Y MALA GESTIÓN DEL AGUA

Mientras tanto, María Quispe, directora de la Asociación Promoción de la Sustentabilidad y Conocimientos Compartidos (Prosuco), expuso el tema: “El agua en el desarrollo (comunidad), en la que alerta de que las regiones que no tienen acceso sufren migración de sus habitantes”.

Además, señaló que las comunidades del mundo necesitan opciones tecnológicas adecuadas a su contexto para gestionar agua, de lo contrario la situación se hace difícil para los habitantes, que tienen que migrar a las ciudades.

Lamentan en indicar que si una comunidad apuesta a las lluvias, va perdiendo el capital humano y social, ya que la gente migra a las ciudades ante la escasez de agua para sus cultivos.

Entretanto, Humberto Gandarillas, coordinador de la Agencia de Cooperación de Alemania (GIZ), puntualizó en indicar que si una región no tiene acceso al agua, merma la calidad de vida de las personas, y esto provoca que pierda capital humano.

Además, indicó que los programas de riego del Gobierno no colmaron las expectativas, y muchas obras ejecutadas quedaron abandonadas, debido al olvido del mantenimiento, y el poco interés de sus habitantes.

Lamentó que el Gobierno haya ingresado con ese programa en un marco paternalistas, sin dar responsabilidad a los comunarios; antes los habitantes del lugar aportaban con contraparte de 20% para la ejecución de sistemas de riego, pero el Gobierno eliminó esta opción.

En definitiva se ingresó en una crisis del sistema de riego, y esto ha provocado que los espacios de cultivos disminuyan, en especial en la región del altiplano, dejando atrás pueblos con pocos habitantes.

Las comunidades tenían la tarea de resolver la escasez de agua, ahora tienen al Estado, que se ocupa de implementar obras para mejorar el acceso al líquido elemento, pero en el proceso la intención va perdiendo fuerza debido a la mala gestión que se realiza en el mantenimiento de los sistemas de riego.

Señala que si bien el Estado hace énfasis en la oferta, pero no trabaja de la misma manera en la eficiencia y, por lo tanto, hay una mala gestión en la distribución.

LÍQUIDO VITAL

Por su parte, Eduardo Forno, director de Conservación Internacional, señaló que el 2,5% del agua que existe en el planeta, es dulce; hay un 6,6% que está en la superficie; un 77% en otros lados; y 21% es agua subterránea.

Informó que hay una desigualdad en la concentración de agua en el territorio nacional, mientras que el Chapare, en Cochabamba, sus precipitaciones llegan a 5.000 mililitros de agua al año, en Sud Lípez apenas alcanza a 50 mililitros al año.

Pero recuerda que el cambio climático provoca una baja precipitación en todo el país, pero hay más concentración en la amazonia.

BOSQUES

Asimismo, señala que los bosques retienen agua y la devuelven en momentos que falta el líquido, y esto pasa por lo general en invierno, a través de los bofedales, pastizales; una infraestructura ecológica y natural.

Informó que en Bolivia la deforestación llega a 350.000 hectáreas, mientras la naturaleza sólo recupera 70.000 hectáreas al año, y es por ello que recomienda gestionarla adecuadamente para que no falte el agua.

Finalmente, señala que en unas décadas más adelante, algunas zonas sufrirán de agua, mientras otras tendrán en abundancia, y en otras toda la incertidumbre reina.

PRINCIPALES DATOS DEL AGUA EN EL PLANETA

En 2050, el consumo del líquido elemento aumentará un 44% para satisfacer las demandas industriales y de la población.

La Tierra contiene unos 525 millones de kilómetros cúbicos de agua. La cantidad de agua que contiene nuestro planeta no ha disminuido ni aumentado en los últimos dos mil millones de años.

El 97% del agua se encuentra en los océanos y el 2% permanece congelada.

El 80% del agua que se encuentra en los continentes está en la superficie. El 20% restante se encuentra bajo tierra o en forma de vapor de agua atmosférico.

Sólo el 2.5% del agua que existe en la Tierra es agua dulce. De esa cantidad, el 0.5% se encuentra en depósitos subterráneos y el 0.01% en ríos y lagos.

El 90% de los recursos disponibles de agua dulce del planeta están en la Antártida.

Sólo el 0.007% del agua existente en la Tierra es potable y esa cantidad se reduce año tras año debido a la contaminación.

Más de 1100 millones de personas en el mundo carecen de acceso directo a fuentes de agua potable.

Millones de mujeres y niños deben caminar más de 10 kilómetros diarios para conseguir agua potable.

Unos 1.400 niños menores de cinco años mueren en el mundo a diario víctimas de enfermedades diarreicas relacionadas con la falta de acceso a agua potable, saneamiento adecuado e higiene.

Más de 768 millones de personas no tienen acceso al agua potable, indicó el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef). En su mayoría, estas personas viven en la pobreza, en zonas rurales apartadas o en barrios urbanos marginales.

En 2025 cerca de 2000 millones de personas vivirán en países o en regiones donde la escasez de agua será absoluta y los recursos hídricos por persona estarán por debajo de los 500 metros cúbicos anuales recomendados, cantidad de agua que necesita una persona para llevar una vida sana e higiénica. La falta de agua potable causa la muerte de 4500 niños por día, en su mayoría pertenecientes a los países en desarrollo.

El 90% del agua usada en países en vía de desarrollo vuelve a los ríos sin ningún tipo de tratamiento.

Cada día, el Sol evapora más de un billón de toneladas de agua, que permanece en la atmósfera hasta que vuelve a la superficie en forma de precipitaciones.

FUENTE FUNDACION AQUAE.

Video Cochabamba 150 hectareas arrasadas por un incendio

domingo, 3 de diciembre de 2017

Emblema de la historia chapaca Río Guadalquivir se va apagando

El río Guadalquivir forma parte de la vida misma de los tarijeños y es uno de los emblemas la ciudad que, a pesar del paso del tiempo, mantiene intacta la devoción a su río, pero desde una perspectiva más ciudadana olvidando actualmente su significado en el medio ambiente de la región.

El Guadalquivir le debe su nombre a que guardaba algunas similitudes con el río Guadalquivir de Sevilla en la región de Andalucía, España, pero tras su paso por la ciudad de Tarija, y desde hace aproximadamente una década, sufre serios problemas de contaminación debido en gran parte a los residuos que se arrojan a este río o a las quebradas que son sus afluentes.

Hubo un tiempo que el Guadalquivir era navegable, llegando incluso a tener un margen superior a los 150 metros en los años 30 y 40, décadas en la que empezó el crecimiento de la urbe tarijeña.

Los abuelos tarijeños y personas de la tercera edad cuentan que era un río impredecible, lleno de belleza, de aguas cristalinas y reflejos de luces que absorbían las más cálidas pasiones desde el corazón y reflejaban en la mente un auténtico momento de felicidad. “Para ser feliz solo tenías que ir un rato al río”, dice Don Marcial Cortez al recordar las historias que le contaba su padre Ramón, con quien vivía al borde del río en la zona de Tomatitas hasta hace unos años atrás.

Hay autores que denotan la importancia que tiene el río en su vida diaria como el caso de Ernesto Mealla, el último de los sapos cantores, que en una de sus cuecas más famosas entona: “Sueño con mi valle lindo y el canto suave del Guadalquivir, pero el destino me tiene lejos ya me siento morir”.

Incluso el cantautor tarijeño Nilo Soruco extrañaba al Guadalquivir cuando se encontraba exiliado en el extranjero: “que lejos estos de mi ansiedad, mi río, mi sol, mi cielo llorando estarán”.

Pero también al reconocida cantante tarijeña Enrriqueta Ulloa muestra su picardía en varias de sus canciones con frases como: “En la orilla del Guadalquivir se robaron mi corazón, una bandeñita por la saltanita yo la vi pasar”.

El año 2003, el entonces Congreso Nacional otorgó el título de Patrimonio Tangible e Intangible del Departamento de Tarija a la cuenca del río Guadalquivir según la ley nº 2460 del 2 de mayo, ese entonces bajo la presidencia de Gonzalo Sánchez de Lozada y pese a ese título y a las innumerables poesías y canciones que inspiró, el río sufre por la contaminación ambiental.

Según la Liga de Defensa del Medio Ambiente (Lidema), el crecimiento urbano de varios centros poblados contamina el río Guadalquivir de forma directa.

Para Lidema la contaminación en el río Guadalquivir, “se debe atribuir al crecimiento urbano de varios centros poblados, que contaminan a través de grasas, aceites del lavado de vehículos, aguas residuales, industriales crudas y tratadas, residuos sólidos y contaminación por agro tóxicos vinculados con la actividad agropecuaria”.

El crecimiento de la mancha urbana de Tarija, no respetó ni lo sigue haciendo al río Guadalquivir, y esto en complicidad con la “viveza criolla” de avasallar los espacios públicos y la propiedad privada, que son actores fundamentales en una cultura de depredación natural, lograron el actual desequilibrio de del río Guadalquivir.

Esta problemática ambiental en el Guadalquivir, incluye la destrucción de hábitats, pérdida de biodiversidad y el deterioro de los recursos bióticos, problemas que deben ser tomados en cuenta no solo por autoridades sino por toda la población.

Sin embargo, y para alegría de los propios tarijeños, el Guadalquivir se despierta cada cierto tiempo tras una fuerte lluvia, principalmente cuando sucede en la parte norte de la cuenca, dando a relucir su furia guardada y esos innumerables momentos de pura energía natural que como un tren a toda velocidad traspasan el corazón de la ciudad mostrando lo que algún día fue su esplendor diario y ahora solo queda en momentos distantes entre lluvias y sequías.

El Guadalquivir es la referencia hídrica de la capital del departamento, con una dimensión que alcanza por poco los 90 kilómetros, ya que solo se trata de un tramo fluvial que conecta dos zonas de la actual provincia Cercado del departamento de Tarija.

Nace en un encauce conjunto de varios ríos de poco afluencia de agua como el Trancas, el Vermillo y el Chamata, que al noreste de la ciudad de Tarija, a unos 50 kilómetros aproximadamente, dan inicio al río Guadalquivir que parte la ciudad en dos y sigue su curso hasta él sector denominado Angosto

Es en el Angosto donde el Guadalquivir se une al río Camacho donde ya juntos, y a una distancia aproximada de 38 kilómetros al sur de la ciudad, ambos ríos cambian de nombre para convertirse en el río Tarija que kilómetros más abajo y al unirse con el río Itaú, se convierten en uno de los más grandes del Departamento, el río Grande de Tarija. (La Voz de Tarija)

Santa Cruz- Vallegrande Pucará se prepara para atender incendios

Con el objetivo de preparar y equipar a los municipios para atender posibles emergencias que se susciten por incendios forestales, la Gobernación de Santa Cruz capacitó a técnicos de la alcaldía y estudiantes de sexto de secundaria del municipio de Pucará, en técnicas básicas para el control de incendios forestales.

El equipo técnico del programa de Mitigación de Incendios forestales de la Gobernación, se encuentra en pleno desarrollo de actividades con capacitaciones técnicas, reuniones de coordinación interinstitucional, para prevenir y combatir los incendios forestales en todo el departamento.

“Estamos preparando técnicamente a bomberos forestales voluntarios para que tengan la capacidad de reaccionar eficazmente en un incendio forestal”, indicó Yovenka Rosado, coordinadora del Programa de Mitigación de Incendios Forestales de la Gobernación.

Exigen firma de convenio para proteger Parque Tunari

v Luego que dos incendios consumieran más de 200 hectáreas del Tunari en menos de una semana, el asambleísta Freddy Gonzáles (Demócratas) solicitó al gobernador Iván Canelas la firma de un convenio interinstitucional, con el fin de colaborar entre todos en la preservación.

“El Ministerio de Medio Ambiente, el Sernap, la Gobernación y las 11 alcaldías por las que pasa el parque deben firmar un convenio para que todas coadyuven con la preservación. Brindar recursos según las posibilidades de cada uno y asumir acciones concretas”, aseveró Gonzáles.

Asimismo, la carta que envió a la primera autoridad departamental exige que el tema sea discutido en el Consejo Metropolitano.

Esta propuesta es respaldada por el alcalde de Sacaba, Humberto Sánchez, quien incluso ofreció recursos para coadyuvar a proteger el Tunari.

Mientras tanto, el parque es administrado por el Servicio Nacional de Áreas Protegidas (Sernap), pero no cuenta con recursos suficientes. (Los Tiempos)

Deforestación y mayor población contribuyen a desastres naturales

El Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología (Senamhi) atribuyó los recientes efectos climáticos sentidos en La Paz a la creciente industria de la construcción, el encause de ríos, el asfalto en extensas áreas, emergente de la expansión demográfica en la comuna, que impiden la natural evaporación del agua.

"Nosotros mismos hemos creado el ambiente climático propenso a desastres que vivimos ahora aquí en La Paz por las diferentes alteraciones que hacemos como ciudadanos en el entorno que no responden al orden natural", indicó Orlando Chura Mamani, pronosticador de Senamhi

NUEVAS CONSTRUCCIONES

El experto refirió tres factores que son causantes para la activación de fenómenos de desastres en la ciudad de La Paz: El primero es la construcción de edificios en la ciudad “los vientos del sur crean flujos dinámicos y naturales que tienen una determinada ruta que seguir, los edificios que se están construyendo, cada vez más altos, dentro de la ciudad generan turbulencias y esto crea desastres pues los vientos se llevan los techos de las viviendas en determinadas épocas", explicó.

El Director de Meteorología, Gualberto Carrasco, explicó que la corriente del viento era llana, ahora es turbulenta lo que genera menos evaporización y las nubes se quedan en la parte alta del altiplano, "por esta razón la neblina ya no llega a la ciudad, esto se puede ver en las mañanas", aseveró.

MÁS HUMEDAD

El segundo factor tiene que ver con el aumento de la temperatura en la ciudad por el uso de asfalto, "cuando llueve la evaporización del agua ya no sigue un curso normal, es decir que en el asfalto se queda la humedad y por eso se siente más calor que antes", explicó que el concreto utilizado, generalmente es de un material oscuro, negro, y este color atrae más calor y crea inhibición de la radiación por lo que produce un calentamiento que no es normal y enfriamientos en la noche.

La falta de vegetación en la ciudad es otro factor con importante incidencia en los cambios de temperatura.

CANALIZACIÓN DE RÍOS

El tercer factor referido por Carrasco, tiene que ver con la canalización artificial de los principales ríos de la ciudad “el Choqueyapu, Irpavi, Achumani, entre otros, fluyen naturalmente en grandes cantidades y las orillas antes eran más grandes, sin embargo cuando la Alcaldía ha encauzado estos ríos ha reducido su frontera natural, entonces cuando llueve las aguas crecen porque no es el recorrido natural de ellos" expresó Chura.

SEQUÍA

Sobre este aspecto, Carrasco destacó que la magnitud de lluvias es la misma que antes, no se ha reducido el nivel, pero nos quedamos sin agua porque la población y el parque automotor ha crecido, esto crea más demanda de agua y poca oferta del líquido elemento".

Ambos funcionarios lamentaron que la población deprede el ambiente natural talando árboles y quitando terrenos a la naturaleza, debido a la expansión descontrolada de la ciudad y apuntaron que estos factores crean para el futuro un ambiente propio para los desastres naturales.

Orlando Chura advirtió a la población para que administre responsablemente el uso del agua porque en algunas regiones de Latinoamérica sufrieron sequías hasta por cinco años "Fortaleza en Brasil no ha tenido agua en cinco años, la ciudadanía creó un sistema integrado de renovación de agua, es decir que reutilizan el agua cientos de veces, no desperdician ni una gota”, afirmó.

Video Se controlo el incendio en el Parque TUNARI

sábado, 11 de noviembre de 2017

Tribunal de Derechos de la Naturaleza Pide al Gobierno suspender construcción de vía por Tipnis

El Tribunal Internacional de los Derechos de la Naturaleza solicitó al Gobierno boliviano que “imponga una moratoria” a la propuesta de construcción de la carretera, puentes por el Territorio Indígena Isiboro Sécure (Tipnis) y la posible exploración hidrocarburífera, dentro o cerca de ese territorio.

“(El Tribunal) decidió solicitar al gobierno boliviano que imponga una moratoria a la propuesta de construcción de la carretera y puentes a través del TIPNIS y en la exploración de hidrocarburos en o cerca del TIPNIS, hasta que el Tribunal haya completado su trabajo”, informaron ayer miembros del Tribunal, en rueda de prensa, según una nota de prensa.

PRESENCIA EN BONN

Los representantes indígenas de los pueblos del Tipnis, Marqueza Teco y Fabián Gil, llegaron hasta Bonn-Alemania para participar de la Conferencia de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático - COP23 que realiza el Tribunal Internacional de los Derechos de la Naturaleza.

“El Tipnis es el hogar de 69 naciones indígenas que viven en el lugar, el Gobierno prevé construir una carretera por el núcleo del territorio, pese a que no debe ser tocado, porque es área protegida”, expresó Teco en su participación en la Conferencia Internacional.

En tanto, el dirigente indígena Fabián Gil denunció en la Conferencia que el Estado boliviano está vulnerando los derechos de los pueblos indígenas, porque con la construcción de la carretera, el Tipnis corre el riesgo de desaparecer.

“La carretera estaría ocasionando un impacto ambiental negativo para el territorio, esta carretera no nos beneficia, porque pasa por el centro y las comunidades están en la parte alta del territorio”, explicó Gil.

El Tribunal no ha emitido aún una sentencia respecto a la denuncia que los dirigentes del Tipnis han presentado, porque recabarán mayores pruebas de los interesados en el tema, incluido el propio Estado Boliviano. Luego, analizarán las posibilidades de enviar una delegación que investigue la situación del Tipnis en el país.

El pedido de aplazar la construcción de los proyectos se constituye en “una medida de precaución apropiada para evitar posibles violaciones de los derechos de la Madre Tierra, mientras se busca una resolución a esta disputa”.

EXPOSICIÓN AL TRIBUNAL

Esta instancia escuchó una serie de casos de diferentes partes de la Amazonia, con el objetivo de considerar las amenazas al ecosistema. Asimismo, recibió las denuncias de violaciones generalizadas a los derechos indígenas y de la Madre Tierra, sobre la base de los testimonios de Guyana Francesa, Brasil, Bolivia y Ecuador.

“Está claro que este vital ecosistema, que es una reserva de vida, hogar de muchos pueblos y una parte esencial para mantener la estabilidad climática global, está siendo sometido a muchos ataques que violan su derecho para existir y mantener sus ciclos vitales. El modelo global extractivista inevitablemente genera violaciones de los derechos de la Amazonia en su conjunto y disminuye la calidad de vida de todos los organismos en la región”, dice la nota.

Desde el 2011, el Gobierno busca la construcción de la carretera Villa Tunari-San Ignacio de Moxos, que atravesaría el núcleo del Tipnis. Este año fue promulgada una ley que le eliminó el carácter intangible al territorio, con el propósito de ejecutar para dicho proyecto.

POLÍTICA EXTRACTIVISTA

En una investigación que realizó el Centro de Documentación e Información de Bolivia (Cedib), siete bloques cedidos a Yacimientos Petrolíferos Fiscales de Bolivia (YPFB) para exploración petrolera rodean el área protegida.

El bloque Sécure (dividido en dos) atraviesa completamente el Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (Tipnis), mientras que el bloque denominado Río Hondo afecta a uno de sus extremos. El parque posee la superficie de 1.225.347 hectáreas, de las que 427.778, aproximadamente, están comprometidas para la exploración hidrocarburífera.

El resto de los bloques Santa Catalina z19, Santa Catalina z20, San Ignacio y Litoral están en torno al área protegida.

viernes, 10 de noviembre de 2017

Tribunal mantiene en suspenso fallo sobre denuncia del Tipnis

Tras presentar su denuncia en contra del Gobierno por la depredación del Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (Tipnis), la delegación de dirigentes indígenas deberá esperar por el fallo a su demanda debido a que el Tribunal Internacional de los Derechos de la Naturaleza requerirá mayor tiempo para manifestarse por este caso.

"El Tribunal anunció que hoy (jueves) iba a anunciar el fallo, pero no lo ha emitido sino que han hecho una conferencia de prensa anunciando que iban a dar los fallos examinando todas las pruebas presentadas, intentando que sea lo más serio posible", informó el activista Martín Vilela que se encuentra junto a la delegación boliviana.

DELEGACIÓN BOLIVIANA

A la cabeza de Fabián Gil y Marqueza Teco, la delegación de dirigentes viajó hasta Bonn para participar de la cuarta sesión del Tribunal Internacional de los Derechos de la Naturaleza, evento que también contó con la presencia de varias agrupaciones indígenas que llevaron sus propias denuncias.

Además de la denuncia contra el gobierno de Evo Morales, los representantes hicieron la entrega de la demanda al presidente del Tribunal, Tom Goldtooth, un activista de los derechos ambientales, climáticos y económicos de los nativos americanos.

Vilela indicó que el Tribunal no dio un dato claro acerca de la fecha específica en la que recibirían la respuesta a su demanda, ya que la enorme cantidad de denuncias que recibieron implicaría una mayor inversión de tiempo para analizarlas una a una.

CAUSA SORPRESA

El activista comentó que la reacción de los asistentes al conocer la problemática del Tipnis fue de sorpresa y solidaridad plena, debido a que esta denuncia se convirtió en una de las tantas situaciones de vulneración de los derechos de la naturaleza que fueron expuestas ante el Tribunal.

"El TIPNIS es uno de los varios casos que están sucediendo en todo el mundo y que son afectados por un mismo problema: la lógica que destroza el planeta y que afecta terriblemente a los territorios a través de diversos tipos de proyectos de extracción de combustibles fósiles, pasando por la construcción de carreteras", afirmó.

Caso especial fue el de los medios internacionales que abordaron a los dirigentes del Tipnis para conocer más de cerca la realidad de este territorio que se ve amenazado por la construcción de una carretera.

"Ha habido acercamientos de varios medios internacionales como la Deutsche Welle de Alemania y Radio Francia Internacional, pero también de organizaciones de distintas partes del planeta que ven con preocupación todo esto porque pensaban que en Bolivia había una transformación de todo el sistema de organización económica", indicó. (ANF)

jueves, 9 de noviembre de 2017

Guardaparques se enfrentan a la caza y a explotadores de madera

En Bolivia hay 22 áreas protegidas que abarcan el 15,5% de territorio custodiadas por 300 guardias forestales. En el departamento de Santa Cruz hay 10 reservas naturales a cargo de 50 guardias. En su día entregaron equipos y reconocimientos


En una ocasión, cuando apenas amanecía en el Parque Nacional Anmi Kaa-Iya, el guardaparques Mario Luis Gil Égüez (27) tuvo que interrumpir su recorrido por el violento eco de un disparo. Una vez identificado el origen de la amenaza se dirigió hasta el lugar para descubrir que un cazador se había trepado en la rama de un árbol. Con voz firme le pidió que se retire, solo para descubrir que a pocos metros había otro cazador que lo apuntaba.

Más que una anécdota, Mario Luis Gil relata el episodio porque forma parte de su rutina de trabajo, en el que aprendió a lidiar con cazadores, explotadores de madera e incluso narcotraficantes que huyen de la justicia boliviana o paraguaya, cuyas fronteras colindan con el parque.
El Anmi Kaa-Iya tiene una extensión de 3.441.115 hectáreas y es resguardado por 20 guardaparques y un supervisor. Es el más grande de Bolivia y uno de los más grandes de Sudamérica. Cubre un área entre las provincias Chiquitos y Cordillera.

El guardaparques Clovis Socoro Mendoza reforzó la veracidad del relato y explicó que se resolvió con la llegada de refuerzos. Esa vez, la ventaja numérica estuvo a su favor. Sin embargo, el peligro en su labor es constante, tanto por la extensa área que deben cubrir, como porque solo se limitan al registro de anormalidades y no pueden portar armas.

“Lo más difícil no son los peligros naturales o los rifles de los cazadores, es el estar alejado de la familia”, agregó Socoro.
Son tres tipos de patrullaje que realizan: rutinario (que cubre un área de 30 a 40 kilómetros), exploración (recorrido de más de 4 días) y especiales (emergencias naturales o por invasores). El trabajo les demanda 24 días continuos en el parque y les otorga apenas seis de descanso.

Según el Informe del Sistema Nacional de Áreas Protegidas (Sernap), Bolivia cuenta con 49 áreas protegidas de carácter nacional y departamental que abarcan el 20% del territorio nacional. Las áreas protegidas de competencia nacional son 22 y representan el 15,5% del territorio, de estas cinco están en Santa Cruz.

Encuentro nacional
En conmemoración del Día Nacional del Guardaparques, el Sernap organizó un encuentro en el Centro Cultural Alemán en el que entregó reconocimientos a la trayectoria de los 300 guardias forestales que custodian las 22 reservas de carácter nacional.

El director ejecutivo del Sernap, Abel Mamani, destacó la labor de los guardaparques y dijo que el gran desafío es la capacitación, debido a que cumplen labores de formación ciudadana en colegios y comunidades. Reconoció que son pocos con relación a la extensión que cubren.

“Esta semana tuvimos un incendio en el parque Carrasco que duró varios días. No pudimos hacer nada porque el lugar era inaccesible. La única forma era por aire, pero tampoco tenemos las condiciones”, señaló.

Previamente realizaron un acto en el parque Urbarí, en el barrio del mismo nombre, que sembraron 17 plantines en honor a los 17 guardaparques que perdieron la vida a lo largo de los 20 años del Sernap.

Entrega de cuadratracks

La Secretaría de Desarrollo Sostenible y Medio Ambiente de la Gobernación realizó un acto de reconocimiento a los guardias forestales, para los que hizo entrega de cuatro cuadratracks para fortalecer el patrullaje en el Parque Lomas de Arena, y dotó de material para combatir incendios forestales.

La Gobernación de Santa Cruz gestiona 10 unidades de conservación. La más grande es la reserva Ríos Blanco y Negro, con una extensión de 1,4 millones de hectáreas, seguida de Río Grande Valles Cruceños, con una extensión de 734.000 hectáreas.

El director de conservación del Patrimonio Natural, Juan Carlos Áñez Chávez, destacó su trabajo y aunque reconoció que falta personal dijo que se compensa con esfuerzo. Hay 60 guardias para una extensión de 3,2 millones hectáreas.

“Hemos reducido el personal pero redoblamos esfuerzos. Fue por el componente económico. Hay que destacar que (los guardias) son de lugares cercanos al parque, con lo que garantizamos el mayor interés por preservar la zona”, añadió.

Los guardaparques dijeron que ven su labor como un apostolado. En la jornada fue reconocida Ana Carola Vaca Salazar (50), la primera mujer guardaparque, que luego de más de 20 años en este oficio confesó “que se casó con su trabajo”. Hay otras ocho mujeres con la misma profesión.

Descubren un enorme "mar de plástico" frente a costas de Honduras

La contaminación plástica inunda nuestros océanos, ríos y lagos. Es una situación crítica que daña severamente el ecosistema y afecta la sobrevivencia de las distintas especies. Algunas regiones se han visto más afectadas con esta situación, principalmente por sus características geográficas o bien por la irresponsabilidad de sus habitantes.

Hace algunos días se conoció la grave contaminación por este material en las costas de Honduras, entre las islas de Roatán y Cayos Cochinos en el mar del Caribe. La fotógrafa y activista Caroline Power registró una serie de imágenes donde es posible apreciar la gran cantidad de desperdicios plásticos flotando a la deriva, un verdadero "mar de plástico" que evidencia el grave impacto medioambiental que esto provoca.

Tenedores, cucharas, platos, botellas, cepillos de dientes, todo esto forma parte del nefasto paisaje capturado por la fotógrafa británica, quien compartió las imágenes en su cuenta de Facebook. "Ver que se asesine y asfixie lentamente algo que me importa tanto fue devastador", reconoció la profesional al diario The Telegraph.

En tanto, la organización ambientalista Blue Planet Society, ha explicado que la causa de este verdadero mar de plástico es la basura que arrastra el río Motagua desde Guatemala hasta las costas hondureñas. "El Gobierno de Honduras lamenta que a pesar de los distintos acercamientos ante el Gobierno de Guatemala y los esfuerzos que se han venido realizando, los mismos no han sido suficientes (…) y aún no se ven resultados concretos y palpables", señala un comunicado emitido por la Secretaría hondureña de Relaciones Exteriores.

Esperamos que tanto Guatemala como Honduras profundicen sus esfuerzos para acabar con este grave problema ambiental que afecta a una de sus costas. Mientras, las imágenes tomadas por Power se han viralizado y se han compartido miles de veces en las redes sociales mostrando la seriedad de esta emergencia.

Año 2017 se acerca a convertirse en uno de los más calurosos de la historia

La Organización Mundial de Meteorología (OMM), advirtió el reciente lunes que el 2017 se acerca a convertirse en uno de los años más calurosos de la historia. Sólo estaría siendo superado por el 2016 y en condiciones muy similares al 2015, con la diferencia de que en ambos años la temperatura se vio incrementada por el fenómeno de El Niño, situación que no ha ocurrido en 2017.

El organismo también realiza un llamado a tomar en cuenta varios episodios de "efectos devastadores" que ocurrieron este año como inundaciones, huracanes, olas de calor, y sequías, además del aumento en las emisiones de gases contaminantes o el incremento en el nivel de los océanos.

"Como consecuencia del intenso episodio de El Niño, es probable que el año 2016 continúe siendo el más cálido del que se tenga registro, con 2017 y 2015 en segundo y/o tercer lugar, respectivamente. El período de 2013 a 2017 será el quinquenio más cálido jamás registrado", explica el informe presentado por la OMM en la Conferencia de la ONU sobre cambio climático que se desarrolla en la ciudad alemana de Bonn.

Por su parte, Petteri Taalas, secretario general de la OMM, aseguró que: "Los últimos tres años han estado entre los tres años más cálidos en cuanto a registros de temperaturas. Es parte de la tendencia al calentamiento a largo plazo".

80 comunidades en emergencia por la no conclusión del dique de colas de Huanuni

A través de un voto resolutivo emanado por la Coordinadora en Defensa de la Cuenca del Río Desaguadero, los lagos Uru Uru y Poopó (Coridup), se hizo conocer que al menos 80 comunidades que son afectadas por la contaminación que produce la Empresa Minera Huanuni (EMH), y la no concreción de un dique de colas, se declararon en emergencia y se planifica asumir medidas de protesta.

Según el documento facilitado a LA PATRIA, los afectados por la contaminación ambiental aseveran que existía un compromiso por parte de la Estatal minera, de concluir con los trabajos de construcción de un dique de colas en el sector de willakollo hasta el 7 de noviembre.

Se menciona que desde hace 60 años que la EMH contamina toda la región, al botar residuos minerales de forma indiscriminada al río Huanuni, cuyos afluentes llegan hasta los lagos Poopó y Uru Uru.

Por ello impulsaron para que la empresa minera pueda contar con un dique de colas, así mitigar en cierta medida los niveles de contaminación pero hasta la fecha la obra no fue concluida.

Por esos argumentos en una asamblea general decidieron emitir el voto resolutivo, que en su parte principal menciona, "Declararnos en estado de emergencia exigiendo el cumplimiento de los compromisos asumidos por el Ejecutivo de la Empresa Minera Huanuni, que consiste en realizar la entrega definitiva del dique de colas de EMH".

En el segundo punto se menciona que en caso de incumplimiento, las 80 comunidades asumirán otras medidas de presión como una marcha a la ciudad de La Paz, bloqueo de caminos hacia la localidad de Huanuni, entre otros aspectos.

También se pide una audiencia e inspección al dique de colas, a objeto de verificar el grado de incumplimiento de los compromisos asumidos con las comunidades afectadas.



ANTECEDENTES

El proyecto de construcción del dique de colas ubicado en Willakollu, se inició en la gestión 2015, en principio su conclusión estaba prevista en un plazo de 16 meses y una entrega provisional para septiembre de este año, el costo asumido es de 113 millones de bolivianos.

Debido a que faltaban sistemas de interconexión con el ingenio de Lucianita, además del bombeo de aguas, el proyecto se fue retrasando, debido a ello las comunidades afectadas y la EMH asumieron un compromiso de conclusión hasta el 7 de noviembre, hasta la fecha la obra aun no fue concluida y según los dirigentes mineros de la empresa, se prevé que su conclusión se dé a principios del 2018.

Cazadores trafican con colmillos Reportan 88 jaguares asesinados

Un grupo de jóvenes pertenecientes al colectivo “En primera persona” realizaron un plantón en el Servicio Nacional de Áreas Protegidas (Sernap), en defensa de la vida de los jaguares, la vocera del colectivo, Noelly Guzmán, reportó la muerte de 88 jaguares para la extracción de 337 colmillos.

La activista explicó que la cacería de jaguares en el parque Madidi es alarmante. Señaló que luego de percatarse de una denuncia realizada en redes sociales por personas que se dedicaban al tráfico de colmillos de jaguares se encuentren en pleno goce de su libertad siendo que deberían ser sancionados.

De acuerdo con lo manifestado por el colectivo defensor de animales y datos publicados por la productora audiovisual National Geografic durante la gestión 2016 en Bolivia se reportaron la deliberada eliminación de 88 jaguares para la extracción de al menos 337 colmillos que fueron confiscados en el país.

Guzmán señaló que en Bolivia hay zonas que a pesar de existir alta densidad poblacional de jaguares no existen registros que indiquen la cantidad exacta de estos animales y menos su mortalidad.

INVASIÓN DE HÁBITAT

Según los activistas en el departamento de Santa Cruz existe una expansión considerable de la producción agrícola que afecta, o invade, los espacios de hábitat de los jaguares.

“Sabemos que existen muchos más casos de casería de jaguares con este plantón queremos manifestar nuestro respaldo al Servicio Nacional de Áreas Protegidas (Sernap) y al mismo tiempo denunciar la complicidad de ciertas instituciones que no denuncian los casos que afectan a los jaguares”, manifestó.

Pidieron que se apoye con recursos al Servicio Nacional de Áreas Protegidas, porque realizan grandes despliegues y operativos incansables, por lo que los recursos con los que cuentan no son suficientes.

“Necesitamos más apoyo para detener la cacería de jaguares no sólo en el Amazonas, sino también por nosotros (humanos) porque estas acciones afectan el bien estar del planeta”, expresó.

En ese marcó criticaron los proyectos del Bala y la carretera del Tipnis, que en su criterio ocasionará la apertura de vías de petróleo, de expansión de coca, y extracción de pieles, colmillos y cráneos de animales. Aseguró que el tráfico de los colmillos están relacionados con la llegada a China.

miércoles, 8 de noviembre de 2017

Minamata impone tareas a Bolivia



La reciente lucha global contra la contaminación por mercurio impone a Bolivia al menos tres grandes retos para disminuir su responsabilidad como uno de los principales emisores del elemento tóxico en el mundo.

Estas tareas se enmarcan en el Convenio de Minamata sobre el Mercurio, que tiene el objetivo de proteger la salud humana y el medio ambiente de las emisiones y liberaciones del metal pesado y sus compuestos a la atmósfera, al suelo y al agua. El tratado, firmado ya por 128 países y ratificado por 84, entre ellos el Estado Plurinacional de Bolivia, entró en vigencia en agosto de este año y tuvo su Primera Conferencia de las Partes a finales de septiembre en Ginebra (Suiza).

“Por América Latina, estuvieron representantes de Argentina, Brasil, Bolivia, Colombia, Ecuador, Perú, Uruguay y Venezuela”, cuenta el coordinador del Programa de Agua Dulce de la Asociación Interamericana para la Defensa del Ambiente (AIDA), Carlos Lozano, quien estuvo en el encuentro.

PLAN. “Más costosa que la acción es la inacción y, a la larga, si los países no hacen nada, el problema va a presionar de forma drástica las finanzas públicas, los sistemas de salud y la posibilidad de un desarrollo sostenible, porque nadie quiere una sociedad contaminada por mercurio”, advierte.

Según el estudio Mercurio en Bolivia: Línea base de usos, emisiones y contaminación, difundido en septiembre del año pasado por los ministerios de Relaciones Exteriores y Medio Ambiente y Agua (MMAyA), el país emite y libera en promedio 1331,1 toneladas (t) del metal pesado al medio ambiente, lo que representa el 6,8% de las emanaciones en el mundo en 2005. No obstante, en 2014 ese porcentaje fue elevado a 12%, lo que convierte al país en el segundo emisor de mercurio en América Latina y el Caribe.

Desde 2005 hasta 2016, las importaciones del elemento químico al mercado nacional se incrementaron 646 veces, de 369 a 238.330 kilos, según el Instituto Boliviano de Comercio Exterior.

“Grandes cantidades de mercurio importados por Colombia y Bolivia son transferidos de manera informal hacia países vecinos como Perú, principalmente para su uso en la minería artesanal y de pequeña escala”, de acuerdo con el reporte Suministro, comercio y demanda global del mercurio publicado este mes por el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente.

“En Perú hay una ley que prohíbe la minería informal. En Bolivia, nuestra legislación es muy laxa y no hay una prohibición específica sobre la actividad”, recuerda Dionisio Garzón, exministro de Minería.

Tres de los principales retos de Bolivia —relacionados con la explotación aurífera artesanal— como signatario de Minamata son: no permitir la exportación de mercurio, salvo consentimiento por escrito del país de destino y para fines autorizados; “reducir y, cuando sea viable, eliminar el uso de mercurio y sus compuestos” en la minería aurífera artesanal, así como “las emisiones y liberaciones provenientes de ellas; y “presentar su plan de acción nacional a más tardar tres años después de la entrada en vigor del convenio”, lo que sucedió en agosto reciente.

IMPACTO. En el país, el sector minero es responsable de cerca del 70% de las emisiones (47% por la aurífera y 23% por la producción primaria de otros metales) y el consumo de artículos con mercurio del 17%, indica el estudio de los dos ministerios bolivianos.

La extracción de oro artesanal y en pequeña escala está presente en al menos una docena de países de Latinoamérica y el Caribe, entre ellos Bolivia, con más de 500.000 personas, de acuerdo con información del convenio.

El Ministerio de Minería y Metalurgia reporta que desde 2006 hasta el año pasado el número de cuentapropistas del sector —que entre 1980 y 2005 creció de 21.000 a 52.720— se incrementó de 54.200 a 122.668 (+126%), mientras que la cifra de trabajadores del rubro privado mediano y chico creció de 6.400 a 6.633 (+3,6%) y la cantidad de empleados del rubro estatal se elevó de 4.726 a 6.827 (+44%).

Espere…

“El uso de mercurio es un problema muy antiguo. El problema es que la minería aurífera está en manos del sector informal, de cooperativas y de pequeñas empresas artesanales” que se dedican a esa actividad y que “con seguridad y mucha frecuencia” emplean el elemento tóxico, afirma Garzón.

Según el Viceministerio de Cooperativas Mineras, 1.115 de las 1.806 cooperativas que hay en el país, es decir el 62%, explotan oro y que “extraoficialmente” el 35% del total cuenta con licencia ambiental y el 42% está en proceso de obtenerla. “Inferimos que por un kilo de oro recuperado se consumen 2 kilos de mercurio”, sostiene.

“Si el Estado no toma el control de toda la cadena de oro”, el problema de la contaminación “continuará”. “La primera medida es controlar la producción aurífera en las zonas” de explotación del mineral precioso, considera Garzón.

ACCIONES. Este medio solicitó una entrevista y envió un cuestionario al MMAyA para conocer más datos sobre la participación de Bolivia en la primera reunión de Minamata y sobre las políticas que implementa el Gobierno para reducir la contaminación con mercurio, pero no obtuvo respuesta hasta el cierre de esta edición.

Pero no solo la minería es causante de este tipo de contaminación. El mercurio también es utilizado en la producción de metales, cemento, papel, artículos médicos como termómetros y barómetros, y en focos, pilas, cremas y jabones, entre otros.

De acuerdo con fuentes institucionales citadas por la estatal ABI, “en el país 78% de cosméticos y jabones tienen mercurio y 17% de equipos farmacéuticos”.

“A la luz del Minamata, los Estados tienen la obligación de impulsar acciones para evitar que esa contaminación siga ocurriendo y, en esa medida, para Bolivia es una oportunidad ser parte del convenio, ya que le puede dar herramientas y cooperación internacional para superar ese problema que en general tienen todos los países andinos”, afirma Lozano.

Cuatro medidas para frenar la contaminación

Wálter Vásquez

El Gobierno debe considerar cuatro acciones prioritarias para poder controlar la cadena del mercurio en el Estado, según un estudio difundido por los ministerios de Relaciones Exteriores y Medio Ambiente y Agua (MMAyA).

Mercurio en Bolivia: Línea base de usos, emisiones y contaminación ve como medidas preeminentes el diseño y aprobación de normas de calidad ambiental que fijen la concentración máxima aceptable del metal pesado para diferentes medios, como agua potable, aguas superficiales, aire y suelo, así como para alimentos y en especial el pescado.

PASOS. También están las acciones y normativas para controlar las liberaciones del elemento en el medio ambiente, como las restricciones a las emisiones de fuentes puntuales en aire y agua, el fomento de las mejores tecnologías disponibles, tratamiento de desechos y restricciones a su eliminación.

El tercer punto está relacionado con acciones y normativas de control de productos con mercurio, como baterías, cosméticos, amalgamas dentales, interruptores eléctricos, químicos para laboratorio, lámparas, pinturas/pigmentos, plaguicidas, productos farmacéuticos, termómetros y otros instrumentos de medición.

Por último se requiere de otras normas, acciones y programas, como los reglamentos sobre exposición al metal en el lugar de trabajo, requisitos de información y notificación sobre uso y liberaciones del elemento en la industria, recomendaciones para el consumo de pescado y medidas de seguridad para el consumidor.

Este tipo de contaminación “hace más lento el desarrollo intelectual de los niños y reduce su rendimiento escolar, lo que tendrá un efecto en la sociedad y a la larga en la economía”, advierte Carlos Lozano, coordinador del Programa de Agua Dulce de la Asociación Interamericana para la Defensa Medioambiental. “Generaciones enteras de la región andina pueden perderse a causa de la contaminación”, agrega.

Los síntomas por esta forma de intoxicación son temblores, insomnio, cambios emocionales y neuromusculares, dolor de cabeza, molestias, cambios en la respuesta nerviosa y déficits en las pruebas de funciones cognitivas. A exposición más alta puede aparecer daño renal, paro respiratorio y muerte.

Polución es ‘culpable’ de una de cada seis muertes



Una de cada seis muertes ocurridas en 2015 en el mundo está relacionada con la contaminación, sobre todo con la polución del aire, pero también del agua y de los lugares de trabajo.

“Las enfermedades causadas por la contaminación han sido responsables de 9 millones de muertes prematuras en 2015, es decir de un 16% del total de muertes en el mundo”, según el informe de The Lance, resultado de dos años de trabajo entre la revista médica británica, varios organismos internacionales, oenegés y unos 40 investigadores especializados en temas de salud y medio ambiente.

Este balance representa “tres veces más muertos que el sida, la tuberculosis y el paludismo juntos, y 15 más que los causados por la guerras y cualquier otra forma de violencia”, señalan los autores.

La toxicidad del aire (exterior e interior) es responsable de 6,5 millones de muertes cada año, principalmente por las enfermedades no transmisibles como afecciones cardiacas, infartos cerebrales, cáncer de pulmón y obstrucciones pulmonares crónicas. El agua contaminada habría causado 1,8 millones de muertes, por culpa de un mal saneamiento o la poluida de las fuentes de origen, que causan dolencias gastrointestinales e infecciones parasitarias. La contaminación en los lugares de trabajo está relacionada con 800.000 muertes, debido a la exposición a sustancias tóxicas o cancerígenas.

Espere…

Impacto. Esta evaluación está “probablemente subestimada”, añade sin embargo The Lancet, teniendo en cuenta “los numerosos contaminantes químicos emergentes que quedan para identificar”. El fenómeno afecta en primer lugar “las poblaciones pobres y vulnerables”, indica el informe. Un 92% de estos fallecimientos ocurre en países con recursos bajos o medios y, en cada país, conciernen especialmente a las minorías o las poblaciones marginales.

En los países en vías de industrialización rápida, como India, Pakistán, China o Kenia, hasta una de cada cuatro muertes estaría relacionada con la contaminación, por lo que la revista médica llama a “tratar urgentemente la situación” y luchar contra el “mito según el cual la contaminación sería una consecuencia inevitable del desarrollo económico”.

Cochabamba prepara tercer concurso de innovación forestal

El representante del Instituto Nacional de Innovación Agropecuaria y Forestal (Iniaf), Max Milán, informó ayer que el 10 de noviembre se realizará el tercer concurso de innovación agropecuaria y forestal del departamento central de Cochabamba.

“Estamos haciendo el lanzamiento de este evento que se va a hacer efectivo el día viernes 10 de noviembre”, puntualizó en una conferencia de prensa.

Precisó que el concurso se desarrollará en instalaciones de la Facultad de Ciencias Agrícolas, Pecuarias y Forestales de la Universidad Mayor de San Simón.

Detalló que ese foro contará con la exhibición de las innovaciones creadas a nivel departamental por universidades públicas y privadas, instituciones, institutos tecnológicos y productores para sistematización, difusión y adopción al cambio climático, en los casos de la agropecuaria, la apicultura y las actividades forestales y acuícolas.

“Por ejemplo, se mostrará una nueva variedad de durazno que ha sido obtenida por el productor y que seguramente va a ser producida y difundida en nuestro departamento y en otros lugares del país”, sustentó.

El jefe regional de la Unidad de Proyectos Productivos de la Secretaría de Desarrollo Productivo y Economía Plural, Antonio Ríos, dijo que en ese evento se escogerá a tres representantes de Cochabamba para el concurso nacional de innovación, que se realizará en las próximas semanas en el departamento de Potosí.

Río Bermejo Bolivia y Argentina impulsan descontaminación

Tras casi 8 años de inactividad en el tema de descontaminación, decidieron retomar las acciones de la denominada Comisión Binacional para el Desarrollo de la Alta Cuenca del Río Bermejo y Río Grande de Tarija (Cobinabe) y la Comisión Regional del Río Bermejo (Corebe).

Los representantes diplomáticos de Bolivia y Argentina se reunieron en Tarija, a fines de octubre, para reactivar la Comisión Binacional con la idea de trabajar sobre la cuenca del río Bermejo.

En la reunión también estuvo el jefe de la misión diplomática de Bolivia en Estados Unidos, Pablo Canedo, quien hasta hace poco impulsó la Cobinabe desde la Oficina Técnica Nacional de los ríos Bermejo y Pilcomayo (OTN), cuando era el director ejecutivo.

Canedo explicó que se decidió retomar el trabajo ante la demanda urgente de agua para consumo humano, para riego y para energía en las ciudad fronterizas de Bermejo y Yacuiba. En tanto que para Argentina beneficiará a Salta y Jujuy.

La embajadora argentina ante la Cobinabe, María Cristina Guzmán, admitió que por varias circunstancias ambos países no se reunían, pero ahora se reactiva con esta reunión para comenzar a definir la agenda de trabajo.

“Fue una puesta al día intensa. La idea es resucitarla porque por el Bermejo pasa la vida de nuestros pueblos. Además de regular su cauce tenemos la intención, los dos países, de fortalecer el turismo en la región, crear una red de medición para alertas tempranas y fortalecer institucionalmente la zona. Queremos que el bloque Salta, Tarija y Jujuy sea uno solo; y el Bermejo nos da la oportunidad”, le dijo Guzmán a El Tribuno.

“El evento de Tarija es un punto de partida muy importante porque nos permitió a todos identificar las necesidades de la cuenca. Como bien se sabe, Tarija tuvo un incendio hace un par de meses en la reserva biológica de Sama que es el naciente de las aguas del Bermejo. Es decir este siniestro afecta la calidad de aguas que tiene el Bermejo, por eso queremos que ambos países se involucren en la comprensión real del efecto de vivir en relación a una cuenca”, dijo Canedo.

La Cobinabe es una entidad binacional de Argentina y Bolivia, que fue creada en 1995 por el Tratado de Orán y tiene como misión impulsar el desarrollo sostenible de la cuenca del río Bermejo, optimizando el aprovechamiento de los recursos naturales y la gestión racional y equitativa de los recursos hídricos. Tiene personería jurídica internacional, autonomía de gestión técnica, administrativa, financiera y la capacidad jurídica para adquirir derechos y contraer obligaciones. Por eso puede celebrar con cualquier otro sujeto de derecho, los actos y contratos necesarios para realizar sus funciones.

El proyecto es ambicioso y beneficiará a salteños y bolivianos con agua, prevendrá las inundaciones y generará energía eléctrica. Incluye la construcción de las presas y centrales hidroeléctricas de Cambari, Las Pavas, Arrazayal, Astilleros y Zanja del Tigre. Pretende producir en su conjunto 2.200 giga wats hora (GWh) anualmente, a través de cinco centrales.

DATOS

- La contaminación de los ríos es uno de los tópicos más fuertes a tocar a nivel nacional. Una de las muestras más claras sobre esta realidad, es el mismo río Guadalquivir que cruza por la capital del departamento, mismo que está totalmente descuidado y contaminado.

- El dirigente vecinal Eduardo Maldonado expresó su pesar por la situación de abandono que sufren los distintos ríos del departamento, asegurando que Tarija es el tercer departamento a nivel nacional en contaminación con un índice del 57 por ciento.

- En Tarija incrementan los índices de enfermedades tales como el cáncer, la diabetes y demás patologías por la cantidad de contaminantes que existen en la ciudad por el agua que no es tratada de forma efectiva.

- El uso de agroquímicos en Tarija llega a los 142 mil kilos que son regados en las diferentes zonas agrarias, cuyos frutos son posteriormente comercializados en los principales mercados de abasto.

Demócratas denuncian asentamientos en Parque Tunari y cuestionan al Sernap

La bancada de los Demócratas de la Asamblea Legislativa Departamental denunció ayer que se están produciendo nuevos asentamientos en el Parque Nacional Tunari, sector de Tiquipaya, los cuales se encuentran ilegalmente establecidos por encima de la cota 2.750.

El asambleísta Freddy Gonzales informó que el Servicio Nacional de Áreas Protegidas (Sernap) no está controlando las nuevas construcciones. “Lo que queremos denunciar es que en 2012 no teníamos ningún tipo de construcción a las faldas del Parque Tunari, dentro de la jurisdicción del municipio de Tiquipaya, Distrito 5”, manifestó.

ASENTAMIENTOS

Actualmente, se estarían construyendo 10 nuevas viviendas en este sector, en la OTB Pucun Pucun, ubicada en el límite de Taquiña y Miraflores y que en el lugar ya existen servicios básicos instalados.

“Hemos visto que lamentablemente el Sernap no está cumpliendo su función de protección al Parque Nacional Tunari”, expresó el legislador, incluyendo también a las autoridades del municipio de Tiquipaya como responsables ante la falta de control.

Gonzales indicó que la bancada política envió una nota al Sernap el pasado 12 de octubre para que brinde un informe sobre este caso, pero que hasta la fecha no hubo una respuesta.

Según datos de la Universidad Mayor de San Simón (UMSS), más de 500 hectáreas del Parque Nacional Tunari están ocupadas por asentamientos. La invasión del cinturón ecológico representa un peligro para los habitantes y para el área protegida. Se piensa que los últimos incendios fueron causados por la expansión de la mancha agrícola.

NORMATIVA

Consejo de la Magistratura en 2016 trabajó en el Proyecto de Ley de Protección del Parque Nacional Tunari que busca regular la conservación de la Cordillera del Tunari del departamento de Cochabamba, como un Parque Nacional y Área Natural de manejo integrado, considerando su calidad de accidente natural y factor ambiental del sistema hidrológico de los valles.

Este anteproyecto de ley responde a la decisión política del Gobierno de resolver la problemática de los asentamientos sobre la Cota 2750 en el Parque Nacional Tunari.

Asimismo, existe la necesidad de resolver los vacíos legales de la actual Ley 1262 del Parque Tunari, para una solución integral de las comunidades rurales como Morochata, Independencia, Cocapata y Tapacari (límite norte), además de las urbanizaciones de la ladera sur (sobre la Cota 2750).

martes, 7 de noviembre de 2017

Gases de Efecto Invernadero Bolivia produce el 0,01%

La producción agrícola de todo el mundo es la más afectada por la emisión del Gas de Efecto Invernadero (GEI), la emanación de tóxicos, principalmente, dióxido de carbono y metano, contribuyen al calentamiento global, según un informe de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), el impacto que genera Bolivia es sólo 0.01% respecto de países industrializados cuyo promedio alcanza el 23% de emisión de gases.

Según datos de la Autoridad Plurinacional de la Madre Tierra (APMT); Estados Unidos produce más GEI (23%), seguido de China (16%), Unión Europea (7%), Rusia (6%) y Japón (5%). En el caso boliviano, la producción del gas es solo del (0,01%).

El Director del Instituto de Investigación y Desarrollo de Procesos Químicos (Iideproq) de la Universidad Mayor de San Andrés, Waldo Vargas, manifestó su preocupación sobre este tema y sugirió a las autoridades estales planes para dejar de emitir estos gases.

“Primero, dejando de importar más chatarra vehicular que consume más combustibles fósiles; segundo, dejar de fomentar la adquisición desmedida de vehículos a gasolina con amplias facilidades bancarias que, por muy nuevos que sean, congestionan gravemente el tráfico vehicular en todas nuestras ciudades y ocasionan más emisión de GEI”, argumentó Vargas.

Asimismo, el ingeniero dijo que en Bolivia existen organizaciones no gubernamentales, universidades, cooperación internacional bilateral y algunos organismos del Estado que trabajan en esta temática. “Lo malo es que no hay una entidad central que oriente, aglutine y fiscalice tales esfuerzos y cuyos resultados aún los vemos en la realidad”, expresó.

ENERGÍA RENOVABLE

Recientemente, el presidente del Estado, Evo Morales, se refirió a este tema e indicó que Bolivia es el país que más invierte en energía renovable por unidad del Producto Interno Bruto (PIB), donde se contempla proyectos de biomasa, geotérmica, eólicos, hidroeléctricos y energía solar. “Somos primeros en todo el mundo, acompañados por Senegal, Jordania, Honduras e Islandia”, anunció.

Del 6 al 17 del presente, se lleva a cabo Bonn, Alemania, la Conferencia de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP23) que cuenta con más de 23.000 personas de 197 países llegaron a para discutir sobre la urgente necesidad de reducir las emisiones de gases de efecto invernadero, en el cual, Bolivia también participa.

Por otra parte, la Secretaría Municipal de Gestión Ambiental (SMGA) de la Alcaldía capacitó a 1.200 estudiantes de las unidades educativas Santo Tomás y Copacabana de la zona La Portada sobre el cambio climático y sus efectos sobre la urbe paceña.

viernes, 3 de noviembre de 2017

Siete países plantearon intangibilidad perpetua

Representantes de organizaciones peticionarias de los pueblos indígenas y organizaciones de la sociedad civil de siete países de la región plantearon ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) durante el 165 período de sesiones públicas, que los Estados adscritos declaren la intangibilidad perpetua de los territorios a favor de los pueblos indígenas en aislamiento o contacto inicial, e incluso adopten acuerdos transfronterizos.

Durante la sesión realizada en Montevideo, Uruguay, en ausencia de los diferentes gobiernos, los peticionarios de los recursos ante la CIDH en representación de los pueblos indígenas y de la sociedad civil de Brasil, Perú, Bolivia, Ecuador, Paraguay, Colombia y Venezuela expusieron el estado de situación de los pueblos indígenas en aislamiento y contacto inicial en sus países.

AMENAZAS

Los peticionarios identificaron como las amenazas más graves para la sobrevivencia de los pueblos en aislamiento y en contacto inicial a las actividades extractivistas como la minería e hidrocarburos, a la deforestación ilegal, a la expansión acelerada del agronegocio, al narcotráfico y a la sobreposición de colonos en sus territorios, entre otros.

Coincidieron en la falta de políticas públicas de protección desde el Estado a favor de los pueblos indígenas en aislamiento y contacto inicial, que garanticen su sobrevivencia física y cultural, así como el respeto a su condición de aislamiento en sus propios territorios.

Plantearon la ejecución de programas basados en las “Directrices de Protección de los Pueblos Indígenas en Aislamiento y en Contacto Inicial de la Amazonía, el Gran Chaco y la Región Oriental del Paraguay” de Naciones Unidas y la Declaración de Naciones Unidas sobre los Derechos de los Pueblos Indígenas.

RECOMENDACIONES

Entre las recomendaciones para los Estados, los países peticionarios plantearon la adopción de medidas que sean necesarias para reconocer los territorios de estos pueblos conforme a sus sistemas de vida y costumbres, y garantizar la integridad e intangibilidad a perpetuidad de estos, incluyendo los territorios transfronterizos adoptando los acuerdos internacionales que sean necesarios para adoptar las medidas transfronterizas cuando correspondan.

También recomendaron proteger los territorios contemplando diversas categorías acorde a las particularidades de los pueblos en aislamiento voluntario y contacto inicial con enfoque transfronterizo, tales como mosaicos de Áreas Protegidas, corredores territoriales y corredores bioculturales transfronterizos mediante acuerdos transfronterizos cuando sea el caso.

AUTODETERMINACIÓN

“Desarrollar e implementar instrumentos y mecanismos efectivos para prevenir contactos no deseados por dichos pueblos, si eso se diera los Estados deberían contar con sistemas que les permitan atenderlos de manera oportuna eficaz, garantizando así la vida, salud, el derecho a la autodeterminación, los territorios y su continuidad sociocultural”, expusieron en sesión.

GENOCIDIO

Propusieron, asimismo, tipificar como delito de genocidio el contacto deliberado con personas en aislamiento y adoptar medidas especiales con efecto de modo deliberado a las mujeres pertenecientes a estos pueblos, establecer mecanismos efectivos para la reparación e indemnización integral de los daños a las personas y a los territorios.

Los peticionarios también pidieron prohibir las actividades extractivas en los territorios de los pueblos aislados, los que deben permanecer bajo condición de intangibilidad, para lo cual será necesario incluir instrumentos de gestión ambiental, así como un capítulo específico destinado a determinar potenciales impactos a la intangibilidad de sus territorios y fortalecer los sistemas de monitoreo socioambiental, manteniendo el principio del no contacto.

“Impedir y sancionar actividades ilegales en los territorios de los pueblos indígenas en aislamiento y erradicar la presencia de terceros, promover y reconocer plataformas indígenas de articulación y discusión que permitan levantar información de diagnóstico y adoptar medidas de protección adecuadas para estos pueblos”, fue otra de las recomendaciones.

CASO BOLIVIANO

El coordinador socioambiental indígena y biólogo, Ádamo Diego, durante su exposición, señaló que en Bolivia existen cinco pueblos indígenas en situación de aislamiento voluntario y otros cinco en contacto inicial. Dijo que ante las evidencias de un pueblo no contactado, presumiblemente Toromona que habita en la Amazonia, se plantea la reglamentación a la Ley 450 de Protección de Naciones y Pueblos en situación de Vulnerabilidad y la Institucionalización de la Dirección General de Protección a Naciones y Pueblos Originarios.

PROTECCIÓN

“En rigor científico, iniciar el estudio de todos los casos de los pueblos aislados fijando su situación de vulnerabilidad y necesidades de protección sean ambientales, biológicas o de salud y por la moral, los pueblos indígenas de Bolivia y el Estado tienen un arduo trabajo que desarrollar”, expresó.

El caso del pueblo no contactado surgió como denuncia de la Central de Comunidades Indígenas Tacanas II Río Madre de Dios y la empresa china BGP que realizó el 2016 tareas de exploración sísmica en el norte de La Paz en busca de hidrocarburos bajo contrato con la estatal YPFB.

CONSULTA PREVIA

El garantizar el derecho al consentimiento, previo libre e informado para pueblos en contacto inicial disponiendo protocolos con la participación de líderes indígenas y organizaciones indígenas, contingencias sanitaria y políticas diferenciadas, destinar los recursos económicos para de protección de pueblos.

(ANF)

lunes, 23 de octubre de 2017

Cada habitante genera 5,2 kg de residuos electrónicos por año


Silenciosamente la basura que deja la tecnología contamina el suelo y los acuíferos debido a la presencia de metales pesados en su composición. Esto causa preocupación entre los ecologistas al ver cómo dejan desparramada en las calles de la ciudad los equipos conocidos como Residuos de Aparatos Eléctricos y electrónicos (RAEE), los que dañan el medioambiente.

En las viviendas la gente comienza a almacenar estos aparatos, especialmente teléfonos celulares, tabletas y partes de computadoras (monitores, teclados, mouse, cables, CPU, baterías, entre otros), pues desconoce si existen o no sitios específicos con contenedores para depositar esta clase de desperdicios.

Es por ello que la Empresa Municipal de Aseo Urbano de Santa Cruz (Emacruz), en cooperación con la Fundación para el Reciclaje (Fundare), está preparando para este sábado 28, de 9:00 a 17:00, la primera campaña de recolección masiva de partes electrónicas, aunque esta vez no se aceptarán aparatos eléctricos o electrodomésticos.

Como un incentivo para cuidar el medioambiente, el vecino que deje su basura recibirá un arbolito de alguna especie nativa.

El gerente de Emacruz, Johnny Bowles, indicó que posteriormente habrá otras cruzadas para recoger los desechos de electrodomésticos. Asimismo, pronto hará saber en cuáles mercados y supermercados serán ubicados 20 recipientes para almacenar botellas PET, además colocarán más contenedores especiales en las cinco subalcaldías que quedan dentro del cuarto anillo, es decir, en los distritos 1, 2, 3, 4 y 11.
“Iremos a los barrios a enseñar a los vecinos en tema de reciclaje en origen, para dar cumplimiento a la Ley 755 sobre el manejo de residuos”, acotó Bowles.


Degradación lenta
La experta en temas de manejo adecuado de residuos sólidos Cristina Prado calcula que por lo menos tardarán 1.000 años en degradarse las partes de una sola computadora y que puede llevar más tiempo si son computadoras personales o portátiles, que tienen otros implementos como cargadores, baterías y cables especiales.

“Algunos tipos de RAEE comienzan su proceso de degradación después de 50 o 100 años de desuso. Los metales pesados que son parte de su composición son nocivos y pueden ser considerados microcontaminantes del medioambiente, por ello las computadoras se las debe desarmar y reciclar”, explicó Prado.

La directora de la carrera de Ingeniería Ambiental de la Universidad Nacional Ecológica (UNE), Sandra Quiroga, estima que Bolivia produce 72.000 toneladas por año de RAEE, es decir, cada persona genera 5,4 kilos por año, lo que eleva el riesgo de contaminación del suelo y del agua, especialmente en los departamentos de La Paz, Cochabamba y Santa Cruz, que encabezan la lista.

Sin embargo, para evitar que el daño a la ecología sea mayor, en Fundare desarman estos aparatos para luego reciclarlos y venderlos al exterior, pues Bolivia no posee la tecnología para reutilizarlos. “Los gases que despiden los aparatos de computación son tóxicos, como cloro, flúor y carbono, que contaminan la atmósfera y aumentan el hueco en la capa de ozono, por eso es importante darle un adecuado tratamiento”, dijo Moira Gálvez, de Fundare.

“Bolivia exporta 50 millones de residuos eléctricos y electrónicos a Europa, en especial a Bélgica y a EEUU, lo cual se lo hace mediante convenios firmados previamente”, añadió Quiroga.

Curiosidades
Para la producción de una computadora de escritorio se gastan 240 kilos de combustible, 22 kg de químicos, 1.500 litros de agua, entre 1,5 y 4 kilos de plomo por monitor, además de algunos metales pesados, como mercurio, berilio, cadmio, entre otros que son altamente nocivos para el ambiente.

Además, un equipo de computación está compuesto entre el 40 y 70% de acero y de metales no ferrosos, materiales termoplásticos hasta el 20%, tubos de despliegue hasta el 6%, mezclas de plásticos entre 1,5 y 6%, similar cantidad de cables y alambres, y para baterías y otros materiales especiales (plata, oro, plomo, cobre, cobalto) entre 0,3 y 0,5%.

“Por ello debe haber tratamiento especial para evitar daño medioambiental”, dijo Quiroga.